Remember: Mis 10 juegos de la década 00-09

Como ya hiciese hace unos días con el post de mis diez animes favoritos de la pasada década (aunque al Abuelo no le guste llamar década a esto), ahora toca comentar, siempre desde un punto de vista totalmente subjetivo -y teniendo en cuenta horas de vicio, diversión, o argumento-, mis juegos favoritos de la pasada década. Como no, seguro que me he dejado alguno, como ya pasó en la lista anterior, pero los que me han venido a la mente son estos. Mis recuerdos ya no son lo que eran, que uno se hace mayor xD

Como se puede ver, no soy muy consolero, ni me gustan demasiado los RPG puros, ni la mayoría de RTS (aunque el SC o el C&C que más me gustan son de antes del 2000). Por eso, esta lista creo que será bastante distinta para cada uno, y habrá muchas más discrepancias que con la otra. A cada uno nos gustan unos géneros diferente…

Algo tiene que tener este juego para que, siendo un mod multijugador gratuito del Half-Life, lleve diez años siendo el rey indiscutible del juego online competitivo a nivel mundial (con permiso de los profesionales del StarCraft en Korea). El principio de mi década estuvo marcado por el Counter-Strike a nivel competitivo. Y gracias a él pude conocer a un montón de gente, y ver muchos sitios al ir a competir, por eso se merece estar en mi lista.

Y para recordar la época, y a los grandes DkS, dejo el vídeo que nos hizo el amigo FearDark.

Y para los que sé que lo buscan con ahinco, el famoso “pilla ahí” está aquí xD

El eterno Gordon Freeman volvía, después del Half-Life del 99, con el Half-Life 2 en 2004. Poca gente pensaba que fuese a estar a la altura, tras innumerables retrasos en la fecha de salida. Pero Valve volvió a dejar claro que son unos cracks, y creó un juegazo. Aparte de las mejoras gráficas esperables, la jugabilidad se vio incluso mejorada, la física fue una referencia en su día, y la diversión y variedad de misiones aumentaron -cosa difícil- de manera considerable. Una muy digna segunda parte, que se volvió un clásico al poco tiempo de salir.

Ni que decir tiene que me pegue unos vicios enfermizos cuando salió, hasta pasármelo del tirón, a pesar de que me daban un montón de mareos por las cuestiones del FOV raro que usa el juego. Como nota curiosa, también lo he jugado en cooperativo con el mod Sinergy, y es más divertido si cabe.

Cuando salió no le hice mucho caso, y eso que siempre me había viciado a los tres juegos RTS de Warcraft, sobretodo al dos y al tres. Me interesaba el universo del juego, pero allá por el 2004 cuando salió, eso de pagar por jugar al mes, y el miedo a que me volviese a entrar el vicio vil como con el CS, me frenaron de toda idea de pillarlo. Luego comprendí que había hecho bien, que el juego servía para transformar en über-atrapados a todos los que jugaban. Pero allá en 2007 empecé a sufrir en mis carnes un asalto al castillo, un acoso y derribo, un taunt que te cagas, y al quedarme sin excusas, al final lo probé. Mira que yo era la persona más anti-WoW y anti-MMO que conocía, pero mira, todos tenemos tentaciones. El primer mes, como estuve jugando solo en su mayoría, pues me aburrí como una ostra. Era un mozalbete guerrero tauren subiendo en Barrens. Vamos, insufrible. Así que subí como 15 niveles… a lo largo de un mes. O sea, jugaba nada y menos.

Pero me cogieron por banda, me ayudaron unos niveles… y ya caí en el vicio. El vicio más absoluto xD

Y es que lo que tiene el World of Warcraft es que, una vez que lo pruebas jugando junto a amigos, te absorbe sin remedio. Es muy divertido, muy jugable, y realmente sorprendente las primeras veces que lo juegas. Más tarde, cuando has llegado al nivel máximo y estás a la altura de todos los demás jugadores del servidor, no se acaba. Es más, empieza otra guerra: conseguir un buen equipo, para ser más competitivo. Además te brinda la posibilidad de matar a bicharracos muy bastos junto a gente que conoces, o matar a otros jugadores. “Sí, claro, como todos los MMOs”, pensaréis. Pues sí, yo me desvirgué en el mundo de los MMO con este juego.

Eso sí, hay que controlar mucho para no pasarte con él. Es una droga xD

He estado bastante tiempo raideando high-end, aunque ahora lo he vuelto a dejar. Pero quién sabe, quizá con la nueva expansión, vuelva a recaer. La carne es débil. Podéis ver algún vídeo mío jugando por aquí, si alguien tiene curiosidad.

Max Payne vio la luz en 2001, con un estilo inconfundible mezcla de shooter 3D con novela gráfica bastante oscura, y tratando temas muy oscuros de drogas y venganza. Gráficamente en su día estaba realmente bien, pero lo que más enganchaba era su argumento, y la sensación de estar viviendo una película de John Woo. Además, la inclusión (por primera vez en un juego, según creo) del bullet time hacía que jugando te fliparas hasta límites increíbles con los saltos laterales mientras disparabas a diestro y siniestro a todo lo que se movía.

Fue un bombazo en su día, y se ha convertido en un clásico con el tiempo. Salió una secuela no mucho después, casi igual de buena que el primer juego. Ha salido hace un par de años una película, más mala que un cancer de huevos. Y están preparando una tercera entrega con un Max mucho más viejuno, pero parece que los problemas económicos están haciendo mella y se ha retrasado un año más.

Todavía recuerdo el verano del año 2000. Acabadas las clases, terminado el selectivo, y un mes antes de ir a la playita, pasé por el ciber (Confe, donde anos de menores eran trepanados por Kornholyo) y vi a la gente ahí jugar a algo. Me dejaron una partidita, para probar. Estaba tan guapo que esa misma tarde, fui a comprar el juego. Se trataba del Diablo 2.

El maldito juego vicia como él solo, y es muy rejugable. Además, los modos en red son muy divertidos. La de horas que he perdido yo jugando al maldito juego este… (y al LoD).

Con ansias esperamos la tercera parte, a ver con qué nos sorprenden los genios de Blizzard. Supongo que cuando salga, como siempre, desapareceré unos días de la faz de la tierra. Ains, maldito vicio.

Algún Grand Theft Auto tenía que poner. Han sido los juegos más polémicos y que han vendido más de estos años, y han acercado al gran público el concepto tan de moda actualmente del sandbox. Y me he quedado con el GTA: Vice City en concreto por varias razones: el ambiente del juego y el argumento es como si estuvieses jugando a un juego de Scarface, en su día me pareció divertidísimo por la posibilidad nueva de llevar motos y helicópteros, y que la historia estaba mucho más pulida que en su predecesor directo, el GTA III.

No he puesto el San Andreas, pese a que técnicamente era mejor y mucho más grande (no en vano son tres ciudades -L.A., San Francisco, Las Vegas-), porque el rollo de guerras de bandas niggas no me atrae lo más mínimo. El GTA IV todavía no me lo he acabado, lo estoy jugando en la 360 actualmente, y me viene gustando bastante pero… no voy a poner por aquí algo que no me he terminado.

La apuesta más clara de los últimos años por revitalizar el género del Survival Horror es el juego que nos ocupa, el Dead Space. Es muy inmersivo, y te hace pasar momentos realmente angustiosos con sus juegos de luces (y las sombras sobretodo), y la escasez de munición. Además, te obliga a apuntar bien para desmembrar a los bichos, y tiene gran variedad en sus misiones y en cómo te putean a lo largo de todo el juego. Además, tiene algún giro argumental bastante interesante, sobretodo al final. Me resultó muy divertido de jugar, me lo pasé teta. Y algún susto es bastante curioso.

En preparación para dentro de poco está la segunda parte, a la que jugaré sin falta.

Para mí, una de las sorpresas más agradables de este tiempo ha sido el poder probar el Mass Effect. Siempre ando hambriento de nuevos juegos interesantes de ambientación sci-fi, pero la gran mayoría se quedan en un zurullo inmundo y pestilente en todos los sentidos, o muy bonitos gráficamente y tal pero una mierda hedionda a nivel argumental. Pues aquí tenemos un juego que no solo está muy bien gráficamente (y más teniendo en cuenta cuándo salió), sino que argumentalmente es realmente bueno, y sienta las bases para un universo mucho más amplio. No en vano, han salido novelas después de el juego, y acaba de salir una segunda parte que no hacen sino que dar fe de que es un universo que se sostiene por sí mismo, y provoca interés en nosotros.

BioWare no defraudó desde un principio, y creó un juego que la mayoría de gente que conozco, no sólo se ha pasado una vez, sino dos o tres veces como mínimo. Y es que puede variar bastante la experiencia dependiendo de la clase con la que vayas, tu sexo, tu actitud a lo largo del juego (primando ser un cabrón o un santurrón por encima de todo), e incluso lo mucho que decidas tomar parte en las misiones secundarias o no. A nadie le importan ya los bugs viles que había en el port a PC del juego. Qué más da. El juego es muy grande, y muy épico. Dar tu discurso como recien estrenado espectro, o al final del juego, pudiendo elegir qué decir, es acojonante. Y la banda sonora también. Y la dirección peliculera. Y el tema del ending. Todo mola un cojón y medio.

La saga del Call of Duty también merece mención. Empezando en un mundo con superpoblación de shooters de la Segunda Guerra Mundial, apareció un juego llamado Call of Duty, mamando de lo mejor de sagas anteriores como Medal of Honor. La intensidad de las misiones, y la forma en la que estaban llevadas se convirtió rápidamente en una marca de la casa, haciendo que tuvieses más y más ganas de jugar. Y el online era muy divertido y adictivo. Al poco tiempo salió una segunda parte, que mejoraba en todo a la primera. Pasó el tiempo, la saga se afianzó, y volvió a nuestros ordenadores con una versión más atípica todavía. Creíamos que la saga estaba asentada en la SGM, pero Infinity Ward nos demostró que no tenía porqué, y nos trajo la primera entrega de la saga, pero en tiempos actuales.

Como si de un libro de Tom Clancy se tratase, nos trasladaba a un mundo (actual) de operaciones antiterroristas y de sigilo, y a otros escenarios de guerra abierta en las más variadas situaciones. El juego es un puntazo, y tiene de todo. Es realmente grande, y encima, en multijugador es mejor si cabe. Sorprende ver que un género tan extremadamente trillado pueda seguir teniendo innovaciones que demuestren que no está todo visto.

Pero no contentos con esto, hay una segunda parte de la subsaga de Modern Warfare. Se trata del Call of Duty: Modern Warfare 2, que salió no hace mucho tiempo. Han habido un montón de críticas a esta entrega, y algunas con razón, como la del sistema multijugador que han añadido a la versión de PC, que es más bien un sistema consolero, o la muy corta duración de la campaña single player. Pero todo eso no importa, puesto que este juego tiene algo que no tiene casi ningún otro juego: la sensación de ser el protagonista de la mejor película bélica que has visto jamás. Y contra eso no se puede competir.

Algún juego de conducción tenía que poner, y si fuese sincero conmigo mismo, hubiera puesto el Need For Speed Underground (y su segunda parte, e incluso el carbon) por la cantidad de horas que les he echado, o el Grid por lo logrado que está, o el PGR4 por ser divertidísimo, o el Forza 3 por su realismo. Pero poco antes del final de la década, pude echar mano al DiRT 2.

Y me he quedado prendado de sus graficazos, que no he visto nada igual nunca. Exprimen mi recién estrenada 5770 a tope. Y el sistema de juego está realmente currado, sin perder tiempo en tonterías. La conducción responde al milímetro, la física es alucinante, y la sensación de velocidad está extremadamente lograda. Es un juegazo con todas las letras. Esperemos que en estos años venideros, ésta sea la fórmula a seguir por los juegos de conducción.

Como es muy difícil condensar en diez los juegos que me han llevado de calle estos años, vuelvo a recurrir a un “Otros” para poner los que quizá me haya dejado que también merecerían sin duda estar en la lista de los diez de arriba.

Podríamos empezar hablando por uno más actual, como el Bayonetta. No soy el mayor fan de los juegos de Hack’n’Slash, pero Bayonetta está a un nivel muy muy alto en este tipo de juegos. Tiene una jugabilidad de impresión, y el argumento -aunque un poco mindfuck– está bastante bien para un juego de este estilo. La libertad a la hora de encadenar combos también es notable, y el estilo gamberro y para pajeros con el que está hecho el juego es bastante majo. Además está lleno de referencias a otros juegos, como los Devil May Cry. Tiene una banda sonora bastante buena, y el hecho de que tanto la intro como los créditos del final sean jugables, son alicientes de los que hacen que este juego sea un juegazo.

Además, qué coño, Bayonetta tiene unos bits muy bien puestos xD

El Fahrenheit es uno de esos juegos que o lo amabas o lo odiabas. Y mira tú por donde, a mí me encantó. Tiene la pega de que la parte final del juego sea un cúmulo de absurdeces y flipadas, pero oye, la aventura se desarrolla de una manera que hace que no la puedas soltar hasta que te lo has pasado.

Esa trama oscura, satánica, en un enclave como una Nueva York congelada, y todo unido a modo de thriller, hacen de este juego un grande en lo que a juegos peliculeros se refiere, y por lo que habéis podido ver, me pirran este tipo de planteamientos.

No sé si seré el único, pero espero con unas ganas tremendas el Heavy Rain por lo mucho que me gustó su predecesor.

En su momento caí también en el vicio más vil con el Jedi Knight 2 – Jedi Outcast.

Juego muy entretenido, con unos gráficos muy buenos para su época, y un olorcillo a RPG (que luego vino magnificado por el gran KOTOR de BioWare), y una historia muy guapa en el universo tan extensamente conocido por los warsies, que hacía que compartieses el destino de un random llamado Kyle Katarn.

El principio es un poco lento y rollero, pero a la que te haces con el sable de luz, y empiezas a usar la fuerza, se vuelve todo de color de rosa. Puedes tirar a la gente al vacío, estrangularles cual Darth Vader a sus comandantes, en fin, lo que se te ocurra. Cumple perfectamente este juego con la experiencia que sería vivir las películas de Star Wars.

Además, que no se me olvide, el multiplayer era sencillamente genial. Pocas veces habéis jugado a algo tan divertido. Tuve la suerte de probarlo en LAN con amigos, y eran risas aseguradas.

Como mayor exponente de la estrategia, y pese a que no me suelen gustar este tipo de juegos, está el gran Sid Meier’s Civilization 4.

Como sus predecesores, de los que bebe en gran cantidad, es un juego de estrategia por turnos donde llevas a una civilización (basada en alguna de las grandes de la antigüedad) en el devenir de los tiempos, enfrentándola a todos los retos que ha supuesto la evolución de la especie humana, hasta llegar a lo que sería un hipotético futuro.

Guerras, alianzas políticas, traiciones, espionaje, acuerdos comerciales, mejora de infraestructuras, en fin, todo lo que se os ocurra, para que las partidas larguísimas sean más interesantes y amenas. Lo mejor es jugarlo con varios amigos con mucho tiempo libre. Además, es un puntazo poder salvar las partidas multijugador para seguir en otro momento, así sí que da gusto.

Un juegazo que no esperaba nadie fue el Left 4 Dead.

Y es que salió en el 2008, 4 años después del Half-Life 2, y seguía utilizando el mismo motor gráfico, por lo que parecía más bien una idea de comercializar un mod del trillado HL2 a precio de juego completo, para ganar dinero fácil y sin mucho esfuerzo. Pero claro, lo que más importa de un juego es la jugabilidad y la diversión que te proporciona, y de esas, el L4D va sobradísimo.

Tanto los modos cooperativos, de pasarse las campañas del juego junto a tus amigos (y contra la máquina), como los modos online son realmente brillantes. Pocas veces podrás reirte tanto en un juego como en este. Además, es frenético, y muy adictivo. Una pena que el número de campañas sea tan corto, el juego “te lo pasas” en un par de días a lo sumo, sin mucho esfuerzo. Eso sí, pasar al multiplayer y jugar como infectado no tiene precio. Qué experiencia tan divertida.

A la segunda parte estoy jugando actualmente, y es más divertido y mejor en casi todos los aspectos. Pero como no lo he completado, y sólo lo he jugado a partir del día de reyes, pues no lo he añadido en la lista aquí. Pero vaya, está genial.

Algún juego deportivo tenía que meter, y qué mejor que poner el PES 5 cuando no había todavía la discusión que hay actualmente de si Fifa o PES (por lo indiscutible que era la superioridad del PES en todos los sentidos).

Llevo jugando a esta saga desde el International Superstar Soccer de Super Nintendo, y siempre me ha gustado especialmente el modo de juego, y el salto de dificultad que suponía en su día pasar de jugar a juegos de fútbol donde metías 10 goles por partido en base a fullas que eran imparables, a apurar las victorias todo lo que se podía con los modos de dificultad alta del PES.

Además, es un juego donde ser mejor que el otro jugador realmente se nota una eternidad. El PES5 me hizo comprarme por fin un pad para el PC, y dejarme los dedos en él sin compasión alguna. La de buenos ratos que he pasado con este juego…

Otro juegazo, que ha salido hace unos meses pero ya es un clásico, es el Dragon Age: Origins.

Es un gran juego con mayúsculas, con un montón de variantes según tus elecciones, y donde las cosas que haces, importan. El sistema de juego está muy bien, unos gráficos bastante buenos, y una dificultad bastante elevada. Pero sobretodo lo que más mola, como nos tiene acostumbrados BioWare, es la historia cuidadísima. Además, no se cortan con la sangre, con el sexo, y con los diálogos sarcásticos o de humor negro que llenan el juego.

Ha sentado una base para una nueva saga de juegos WRPG que dará que hablar en los próximos años. Esperemos que la expansión que está próxima nos deje un buen sabor de boca, como ha hecho el juego original. Creo que no pasará mucho tiempo hasta que me lo vuelva a pasar, eso está claro.

Bueno, en fin, espero que os haya gustado la compilación. Es muy comprensible que los gustos de cada uno sean muy diferentes en esto, supongo que mucho más que lo que pueden diferir en el post de los 10 animes, y tal.

Como en el post anterior, os dejo una votación para que pongáis los 5 que más os gustan.

¿Qué juegos de los nombrados te gusta más? (podéis elegir 5)

Ver Resultados

Cargando ... Cargando ...

Hay algunos juegos que no salen porque no he jugado, pero que me encantaría jugar en cuanto me sea posible, como pueden ser el Psychonauts, o el Beyond Good & Evil. Supongo que los consoleros tendréis una lista totalmente diferente, ya os digo, consolas aparte de las portátiles (que tengo todas) sólo tengo desde hace poco una 360, y tuve durante un breve periodo de tiempo una GameCube, que vendí.